lunes, 18 de diciembre de 2017

Feliz Navidad y próspero 2018




Los Reyes Magos

Puedes dejar la puerta entreabierta
para que se deslicen suavemente
cuando el sueño nos lleve hacia la infancia.
Hace unos cuantos años se repite
mi esperanza inútilmente.
Los niños pobres amanecen
con el cuento de Caperucita deteriorado
y juguetes de mala calidad en la mesilla.
Estas cosas no deben desilusionarnos.
Deja la puerta entreabierta,
esta noche duermen los ladrones
tranquilos y nadie los persigue.
Quizá este año se equivoquen
los venerables Reyes de Oriente.
Su edad es avanzada,
no siempre van a hacerlo todo a derechas.
Como tú no sabes qué desear,
ellos no sabrán qué regalarte.
Como tú nada pides para ti,
es posible que a mí no me den nada.
Antonio Fernández Molina: Biografía de Roberto G. (1953).
Poema incluido en Poesías Completas I (Libros del Innombrable, 1999)

No hay comentarios:

Publicar un comentario